ALQUERÍA EL BROSQUIL

Larga lista de espera en un magnífico restaurante

 

 Portada

 

Junto al “nuevo cauce” del Turia en su vertiente sur y en la pedanía valenciana de Castellar-L’Oliveral, se encuentra esta antigua alquería (del árabe “al-quarya”, pueblo, caserío) habilitada como restaurante.

Resumiendo mucho la cuestión, las alquerías suelen hacer referencia a casas de campo con una extensión de terreno cultivado a su alrededor, tanto de secano como de regadío.

 

Alqueria

 

Alqueria por fuera

 

En Valencia (también son populares en la lejana Granada), su planta suele ser rectangular, su fachada lisa, su techo de tejas morunas y su puerta muchas veces adintelada.

En cuanto a la de “El Brosquil”, dispone de un amplio espacio exterior para aparcamiento y cuenta con una terraza para tomar el aperitivo, una gran sala interior y una galería cubierta.

 

Terraza

 

Terraza 2

 

Comedor 2

 

Galeria 1

 

La decoración del local es elegante pero ligera y su cocina combina lo tradicional de la gastronomía valenciana con algunas apuestas menos habituales.

Así, los ARROCES cuentan con gran protagonismo; desde la paella de carne o la de marisco al arroz al horno, al arroz con foie, setas y magret de pato o las paellas de bogavante o de langosta.

 

Paella de marisco

 

Arros del senyoret

 

Del mismo modo, los ENTRANTES oscilan entre los clásicos pescaditos fritos, caracoles, puntilla, tellinas (llamadas coquinas en otras partes de España), clóchinas (una variedad valenciana de mejillón más pequeño y sabroso), o titaina (tomate, pimiento, piñones y atún) con auténticas delicatessen como las croquetas de chipirón o el delicioso pulpo empanado con salsa all i oli, que recomiendo encarecidamente.

 

Pulpo empanado

 

Ojo porque algunos de estos entrantes no aparecen en la carta escrita, por lo que resulta conveniente preguntar por ellos al camarero.

Incluido en el apartado de PESCADOS encontraremos el muy valenciano all i pebre (salsa típica de la Albufera a base de anguila, patata, ajo y pimentón) o suc de rap (un tradicional guiso marinero de rape) junto a diversas combinaciones de pescados y frutos del mar como la parrillada de marisco o una modalidad de zarzuela llamada “revolcat de peix” que incluye calamares, gambas y cigalas junto al pescado.

 

Revolcat de peix

 

Además de merluza, dorada o bacalao, un servidor se permite recomendar sobre todos ellos el lenguado, que aquí es servido con un insólito acompañamiento de cigalas, salsa de queso y crujiente de patatas a la albahaca.

 

Lenguado

 

También existe la posibilidad de degustar una “cogullada de gambas”, que acompaña a éstas, una vez fritas, de cebolla y huevos estrellados.

Más corta resulta la oferta en CARNES, apenas compuesta de entrecot o solomillo de buey, chuletas de cordero o el recomendado plato charcutero compuesto por longaniza, morcilla, panceta y huevo con patatas a lo pobre, lo que recuerda un tanto al plato alpujarreño. Otra coincidencia pues con Granada y sus orígenes.

 

Plato charcutero

 

Para finalizar, los POSTRES, lejos de desmerecer, rubrican una carta selecta y deliciosa con propuestas como la crema de avellana, el tiramisú de naranja, el flan de queso o de naranja, la leche frita o el típico arnadí, un dulce que corrobora el pasado árabe de Valencia y que está confeccionado con calabaza asada, boniato y almendra.

 

Tiramisu de naranja

 

Flan de naranja

 

No finalizará ahí nuestra comida pues todavía seremos agasajados pro “la casa” con unos magníficos bizcochos de naranja acompañados de chupitos, mistela o incluso refrescos para los niños.

 

Bizcochos naranja y mistelas

 

El precio medio de una comida en este más que aconsejable restaurante de los alrededores de Valencia oscila entre los 25 y los 30 bien empleados euros.

Ello provoca que la lista de espera para comer allí en un sábado (el único día de la semana en que también se sirven cenas, por cierto) supere ampliamente el mes mientras que plantearse realizar allí un evento con un número elevado de comensales haya de contar fácilmente con dos años de antelación.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar